Ser humilde es un signo de inteligencia

Tiempo de lectura: < 1 minuto

DIARIO

Yo ya sabía que gran parte del ánimus detrás de la moderna perfomance era de origen chamánico y primitivo, ya no es sólo repasar la trayectoria de Marina Abramovic sino ver cómo esas formas empujan a formas arcaicas de acción; usar como paraguas solo lo crítico y lo antisistema es no entender la cuestión. Es por eso que no me extraña que la gente de esos ámbitos se acaben apropiando de esa cultura brujeril y mágica que muchos llevamos trabajando desde hace tiempo. Y no sólo eso, sino que tienen más éxito que yo a la hora de llevarlo a cabo por una cuestión muy sencilla: ellos tienen el capital social y la infraestructura, period. Pero no debo dejar que la envidia me consuma, lo primero es que la gran magia es privada y solitaria, esa no me la puede robar nadie; lo segundo es que si yo quiero más capital social me lo tengo que currar día a día, en esto hay pocos atajos.

EXABRUPTO

ESpejismos y emergencias tecnológicas, el cazador recolector que revisa el interés compuesto en sus finanzas descentralizadas; la aceleración debe ser hacia detrás y hacia adelante y agotar así el núcleo contradictorio del espíritu. Es de tarde y una penumbra calurosa lo cubre todo. Dejo de seguir a esa zorra, me molestan sus stories, y estudio y recupero mi centro ¡Oh gloria de glorias si la sabiduría acumulada en mi memoria descendiese a mi cuerpo! Conecto a distancia con los pájaros, es solo un atisbo, y me recrimino con gozo haber abandonado la meditación y haberme entregado a la compulsión. Crear, comunicar, hacer; temo que la mezcla de deseos y planes contamine mi mente con la ansiedad constante del que se tiene que ganar la vida.